jueves, 26 de agosto de 2010

Wi-Fi y pobreza

De Vido dijo que en 120 días va a haber Wi-Fi gratis en todo el país. Un poco jactancioso el anuncio. Los que saben del tema podrán decir si técnicamente es viable. Pero no es eso lo que me importa destacar.

Ayer hubo "debate" en el nuevo Senado (el de Menem, Romero, Pichetto, Rodríguez Saa, Morales, Sanz, el ex-síndico menemista en Papel Prensa Luis Juez). ¿A quién se le habrá ocurrido llamarlo nuevo? En fin.
Decía que hubo debate a propósito del caso Fibertel. Y allí, en ese lugar y en ese marco, una Senadora Nacional mencionó el tema del Wi-Fi gratis, replicando un argumento que a los distraidos les encanta.
Decía la senadora que el anuncio se asimilaba al del "cohete a la estratósfera" de Menem, ya que se les prometía Wi-Fi a personas que no tienen gas, o no se pueden garantizar la alimentación.

Ese es el concepto de pobreza que sería bueno poder erradicar definitivamente.
Resulta que nos rasgamos las vestiduras hablando de "brecha digital", caemos repetidas veces en el lugar común de que "sólo la educación" hace a los hombres libres, y sólo a través de ella se podrá vencer a la pobreza, y finalmente volvemos a la tontería de que a la pobreza sólo se le puede ofrecer limosna. Los chicos pobres quieren Wi-Fi, y quieren Play-Station. Y también gas y comida.
Así es que las madres de los chicos pobres hacen escandalizar a mentalidades rancias cuando en lugar de yogur les compran a sus hijos galletitas de chocolate con los "escasos recursos que tienen".
Es que no podemos "domesticar" a los pobres para que deseen sólo aquellas cosas que les hacen "bien". Los muchachos, cuando salen de la obra, se toman unas cervezas. Son así: se gastan el salario en boludeces en lugar de dedicarlo a la reproducción de la fuerza de trabajo. Otra muestra de la falta de seguridad jurídica.

No es para asombrarse tampoco. Alguien, no hace mucho, se quejaba de que la plata de la asignación por hijo se la patinan en el bingo y la falopa.
El fondo del argumento es el mismo. A la pobreza se la combate sólo con limosna, con bolsones de comida. Todo lo demás sobra.

A veces, se es más conservador, justo cuando más empeño se pone en no serlo.

5 comentarios:

Aparicio Gomez dijo...

Y despues a la comida la llaman clientelismo. Eso si de las cajan pan a las netboks y la asignacion hay un trecho bastante largo.

Nando Bonatto dijo...

De Vido no brilla precisamente por su inteligencia a la hora de comunicar.Lo cierto que Wi.Fi en los espacios publicos (plazas,parques,escuelas,oficinas ,etc)es una posibilidad cierta y ya estaba planificada en algunos municipios.
Si lo puede hacer en 120 dias no lo se ,pero de todas maneras NO SUPLE EL SERVICIO DOMICILIARIO.
es decir que no termino de entender que es lo que quiso decir el ministro

Udi dijo...

¿Por qué será que los pobres siempre toman decisiones financieras deficientes?
Si hasta me acuerdo, vea estimado Mariano, cuando ponían antenas de TV arriba del techo de chapas del rancho.
Es un problema, la verdad, esa gente no sabe lo que es bueno...para ellos.
Habría que preguntar acá: http://desiertodeideas.blogspot.com/
a ver qué opinión le merece...
Salud y Resitencia !

Anahí dijo...

“Relevada la llamada ciudad infantil, pudo comprobarse que el vestuario de los menores es renovado cada seis meses y que se incluye en los menúes aves y pescado, por lo que desde el punto de vista material, la atención de los internos es suntuosa, excesiva y nada ajustada a las normas republicanas que conviene para la formación austera de los niños”
(Informe sobre la Fundación Eva Perón, producido por la Junta Consultiva )

Mariano dijo...

Sí, Aparicio. Y yo reivindico también el Argentina Trabaja.
Un abrazo.

Nando: no quiero opinar sin saber para no hacer cagadas, pero hacer un anuncio así, sólo si es cumplible se justifica. Aparte, como decís, no viene al caso en la pelea por la licencia de Fibertel. A veces deschavan solos.
Abrazo.

Udi: Y las antenas de Direct TV en las villas? Si cuando les construyen casas, levantan el parqué para hacer asado.
Luciano es un amigo, casi tan amigo como vos. Estoy seguro que en esto pensará igual que nosotros.
Un abrazo.

Muy atinada la cita Anahí. Gracias.
Un saludo